¿Cómo puedo ser un maestro memorable?

En el transcurso de los años, muchos maestros han formado parte de nuestra vida. Existen aquellos cuyo recuerdo en nuestra memoria es apenas visible, y por otro lado, están aquellos que han tenido una gran trascendencia e impacto positivo en nosotros. La docencia es una profesión hermosa, llena de retos, de constante aprendizaje y, lo más importante, es que te conviertes en una parte fundamental en la vida de muchos alumnos. Entonces, ¿Cómo puedo ser un maestro memorable?

Empatía

Compartir los sentimientos, emociones y pensamientos del alumno como si fueran propios es a lo que llamamos empatía. Esta capacidad de percibir y comprender genera un ambiente de confianza, en el que el alumno se siente parte del proceso enseñanza-aprendizaje, haciéndolo significativo para él.

Congruencia

Aquello que como maestro enseño, necesita ser congruente con lo que mis alumnos observan en mí. Recordemos que la labor del maestro no es sólo el contenido de la asignatura, incluye también aspectos personales y sociales, nos convertimos en ejemplo para ellos.

Aceptación positiva incondicional

Significa aceptar al alumno tal y como es. Implica la ausencia de un juicio hacia la otra persona. Aquí es donde la aceptación va muy de la mano con la empatía, ya que permite comprender que algunas conductas de alumnos tienen que ver con su historia de vida, y cuando se sienten aceptados entonces serán capaces de generar cambios.

Establece reglas y límites con base en el respeto

Un salón de clases es un aprendizaje de la vida en sociedad, por lo tanto, el momento perfecto para conocer la existencia de reglas y límites. Como maestro puedes establecerlos al inicio del ciclo, así tus alumnos sabrán qué se espera de ellos y les dará seguridad. Es importante también aplicar las consecuencias necesarias en casos que lo requieran, solamente recuerda los ingredientes especiales: respeto y amor. Si aplicamos una consecuencia de manera firme y al mismo tiempo con mucho respeto, lograremos un control de grupo efectivo.

Permítete disfrutar

Algo maravilloso de la docencia es recibir el cariño y respeto por parte de tus alumnos, permítete disfrutarlo y también compartirles tus sentimientos. Recuerda que es muy importante reforzarles aquellas cualidades y conductas positivas que observes en ellos, lo agradecerán y muy probablemente continúen poniéndolas en práctica.

¡Feliz día del maestro!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s